martes, 2 de abril de 2013

Muere Jesús Franco... Bye, Jess

El actor Antonio Mayans acaba de confirmarme el fallecimiento en Málaga del director Jesús Franco, al que tuve oportunidad de tratar en muchas ocasiones y al que dediqué el libro italiano Jess Franco. Tutto sul suo cinema "spiazzante". Mayans me ha comentado que esta misma mañana le llamaron de la Clínica Pascual para decirle que estaba muy mal y que le quedaban pocas horas de vida. Efectivamente, Jesús Franco ha muerto esta misma mañana en la ciudad que lo acogía desde hacía años. Franco, que fue hospitalizado en estado grave el pasado miércoles, se nos ha ido con una película reciente aún en circulación, Al Pereira vs. Alligator Ladies (2013).

Hace poco más de un año fallecía de manera repentina su musa y mujer Lina Romay, que participó en muchas de sus películas. Aún recuerdo cómo mucho antes de que supieran que le iban a dar el Goya honorífico, yo les planteé esa posibilidad y ambos me contestaron que no, que era imposible, que yo estaba poco menos que loco. Afortunadamente estaban
equivocados y la profesión quiso brindarle a Jesús, y por extensión a Lina, ese reconocimiento. Tuve la suerte de estar allí esa noche y de compartir con ellos ese momento, una satisfacción que parecía
mayor en sus seguidores que en ellos mismos. Fumando con los periodistas, entre ellos, sin muchas ganas de volver a la gala, Jesús le quitaba hierro al asunto.

La muerte de Jesús Franco (Madrid, ¿1930, 1936?) supone una pérdida importante para el fandom español, que ha visto como en los últimos cinco años se han ido dos de sus iconos: Paul Naschy y el propio Franco. La última vez que vi a Jesús fue en el pasado Festival de Cine Español de Málaga, cuando asistió como invitado de lujo al estreno de nuestra película Contra el tiempo, en la que aparece una foto suya a modo de homenaje. Me encontré con un Jesús aparentemente cansado, en silla de ruedas (ya en noviembre de 2007 tuvimos que llevarlo en una silla de ruedas de despacho del coche al estudio desde donde se emitía El séptimo vicio, que le dedicaba un programa como antesala al encuentro Dialogue Cinema en los Golem de Madrid). A pesar de todo, aún le quedaban ganas de rodar. Es buen momento para recuperar el magnífico corto Tío Jess (Hugo Stuven y Víctor Matellano, 2012), donde se puede apreciar su trabajo en esa última película citada arriba y su fragilidad.

Es ya un tópico decirlo, pero es así: nos quedarán sus películas, su numerosísima y polémica obra, que siempre ha dividido a los aficionados. Me considero de los clásicos en esto y me quedo con Gritos en la noche, Miss Muerte, Las vampiras (abajo), Necronomicon... Pero, por supuesto, veré Al Pereira vs. Alligator Ladies en homenaje. Descansa en paz (DEP), Jesús, o, mejor, DMA (Dale Marcha a tu Alma) con Lina allá donde te encuentres. Que continúe el eros...

José Manuel Serrano Cueto

Crea tu insignia